Loading...

domingo, 13 de diciembre de 2009

Los 4 Grandes Fenómenos Intrapsíquicos De La Mente Humana: 3. El Áncora De La Memoria

El humanista y científico empírico Augusto Curry teniendo como referencia mas de 17 años de investigación sobre el funcionamiento de la mente humana, afirma que existen diversos fenómenos intrapsíquicos, la mayoría actuando inconscientemente, que desarrollan el funcionamiento de nuestra inteligencia. Entre los descubrimientos más importantes de la teoría de la Inteligencia Multifocal, esbozada en el libro del mismo nombre, está la constatación de los 4 principales grandes fenómenos intrapsíquicos que desarrollan el funcionamiento de nuestra mente. El tercero de esta lista de artículos habla respecto al fenómeno del Áncora (ancla) de la Memoria.
Por los escritos del autor, no toda la memoria está disponible para ser leída al mismo tiempo. El áncora de la Memoria puede ser entendida como una luz en un territorio de lectura de memoria en un determinado momento existencial. Es una fijación psicodinámica de lectura de la historia intrapsíquica en determinados territorios de la memoria. El Áncora de la Memoria tanto es administrada por “YO” (el cuarto gran fenómeno), nuestra voluntad consciente, como también por diversos estímulos y fenómenos. Citando un ejemplo del propio autor, frecuentemente tenemos una construcción de pensamientos y de reacciones emocionales particulares en determinados ambientes y circunstancias.
Todos nosotros tenemos libertad para cantar en el cuarto de baño, aun siendo desafinados. En este ambiente, es posible hasta hablar con las paredes sobre nuestras ideas y expresar nuestros sentimientos sin ningún pudor; el Áncora de la Memoria, en este caso, movió una lectura de historia intrapsíquica para áreas donde hay plena libertad para producir pensamientos. Ahora, en otro ambiente, una sala de cine o teatro, la compañía de decenas de personas desconocidas, probablemente no cantaríamos ni expresaríamos nuestras ideas con tanto desparpajo y desprendimiento. Nuestra capacidad de construir pensamientos, aún haciendo esfuerzos, seria reducida y, porqué no, interrumpida, dando aquella sensación de “blanco”. Quedaríamos impedidos de razonar libremente.
Según el Dr. Cury, hubo, en este caso, un movimiento del Áncora de la Memoria para áreas que contienen informaciones ligadas a fobias, juzgamientos, vergüenza social, preocupación con lo que los otros pensarían de nosotros, generando una restricción en la lectura de la memoria y, consecuentemente, en la construcción de los pensamientos, generando una preocupación por el examen social; hubo en este caso un movimiento en el Áncora de la Memoria.
Los movimientos del Áncora de la Memoria direccionan las cualidades de las ideas y reacciones emocionales que producimos en un determinado momento existencial. Todos los estímulos que generan tensiones emocionales y placeres intensos mueven el Áncora de la Memoria y consecuentemente contraen la libertad de producción de pensamientos porque pueden trabarla. La traba del Áncora de la Memoria es un acontecimiento común en momento de alto stress, desengaños, frustraciones, rabia o cualquier otra tensión que se repita por determinado período. Una persona que está siendo profundamente lastimada por alguien de gran valor emocional para ella en una forma constante, puede trabar su Áncora en determinadas regiones de lectura, generando cadenas consecutivas y acumulativas de pensamientos y emociones que van gradualmente llevando a un determinado fin como acción. Esto, no raramente, puede ser peligroso en el caso que no ocurra una lucha consciente para manejar los pensamientos y el estado emocional y redireccionar aquello que puede ser un comienzo de reclamaciones, insultos y un escalón más alto, roturas físicas, de empujones, la violencia abierta y declarada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada